Experta comparte consejos sobre prevención de la obesidad

La nutricionista con experiencia en trabajo comunitario, huertos caseros y trabajo de prevención de la desnutrición en la primera infancia, Carolina Zuniga, fue la responsable de desarrollar la temática.

Yaneth del Carmen Miranda
La Palabra Universitaria

Un seminario web sobre la prevención de la obesidad organizó recientemente la vicerrectoría de investigación y proyección social de la Universidad Tecnológica de El Salvador (Utec), mismo que fue coordinado desde la dirección de proyección social, a través del programa Utec Saludable.

Dicho seminario fue impartido por la nutricionista con experiencia en trabajo comunitario, huertos caseros y trabajo de prevención de la desnutrición en la primera infancia, Carolina Zuniga, quien compartió con los asistentes varios consejos útiles sobre la prevención de ese padecimiento que afecta a muchas personas.

La experta explica que el sobrepeso y la obesidad se define como una enfermedad de acumulación anormal o excesiva de grasas, que puede ser perjudicial para la salud de la persona.

Además, dice que los cambios en los hábitos alimenticios y actividades físicas son consecuencias de cambios ambientales y sociales, asociados al desarrollo y la fata de políticas de apoyo en sectores como la salud, la agricultura, el transporte, la planificación urbana, el medio ambiente, el procesamiento, la distribución, comercialización de alimentos y la educación, de acuerdo con la prevención de la obesidad.

“Algunos cambios en el estilo de vida que pueden reducir el peso o sobrepeso excesivo, se relacionan con el hecho de tener un plan de alimentación saludable en el día a día, para control del corazón reducido en calorías y grasas saturadas, el aumento de la actividad física en la edad y el consumir alimentos y bebidas con muchas calorías que no son saludables para el ser humano”, aconseja.

Puntualiza que prevenir la obesidad y el sobrepeso dependerá de los hábitos diarios y el buen estado físico de cada persona.

Explica que la ansiedad y la depresión si pueden provocar aumento de peso en las personas, ya que alguien deprimido tiende a buscar alimentos satisfactorios, que le provoquen alegría, lo que al final conlleva exceso en el consumo de los mismos, lo cual se traduce en aumento de peso.

Aconseja que parte de las soluciones para prevenir o enfrentar ese padecimiento es fomentar la actividad física, pero también ayuda, dice, el nivel de conciencia que cada persona tenga sobre las afectaciones de la obesidad.

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


ocho × = 72