Ministerio de Cultura inaugura temporada de conciertos 2019

En la actividad, que es impulsada por el Ministerio de Cultura, participaron alrededor de 500 personas que se deleitaron con el espectáculo que proporcionaron los artistas.  

Texto y fotos: Ester Flores
La Palabra Universitaria

El Teatro Nacional de San Salvador fue el escenario donde más de 500 personas disfrutaron del concierto de apertura de la temporada 2019 del Sistema de coros y orquestas juveniles de El Salvador, que fue al mismo tiempo el cierre de los talleres de jóvenes músicos Chile-El Salvador.

Dicho espectáculo se desarrolló bajo la dirección del maestro colombiano, Carlos Andrés Botero, quien incluyó piezas musicales de compositores latinoamericanos y europeos, como José Elizondo, Arturo Márquez, Albéniz y Beethoven.

El ensamble internacional fue gracias a la Embajada de Chile, a la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (ACEID), el Ministerio de Cultura, entre otras organizaciones.

“Nuestros sistemas orquestales son herramientas de acción social a través de la música. Con ellas cambiamos y tocamos la vida de las personas” expresó Mauricio Mena, director del Sistema de coros y orquestas juveniles de El Salvador, durante la apertura del concierto.

Mencionó también que la participación del maestro Carlos Botero ha ido más allá del acompañamiento, que se ha encargado de motivar e inspirar a los jóvenes durante los ensayos, pues se preparó un repertorio cargado y difícil para ellos.

La orquesta interpretó piezas como capricho catalán, obertura coriolano, danzas latinoamericanas, los planetas y Alas, un homenaje a Malala. Ante esta última pieza, Mena explicó que “nos pareció una obra significativa, en particular para cerrar el concierto, porque habla precisamente del acceso y derecho universal que tienen todas las niñas y todos los niños a la educación”.

En este concierto alrededor de 150 alumnos de la filarmónica juvenil nacional, orquesta infantil metropolitana, filarmónica juvenil de San Vicente, orquesta de cuerdas de Ilobasco y coro juvenil nacional se fusionaron con músicos seleccionados de la Fundación de orquestas juveniles de Chile y de los conservatorios y programa de orquestas juveniles del Ministerio de Cultura de Guatemala.

En el concierto participaron por primera vez niños que formaron parte del Semillero de Cuerdas y que ahora integran la orquesta infantil metropolitana para continuar con el proceso de aprendizaje.

     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


siete × = 7