Estudiantes de derecho organizaron bodas colectivas en La Málaga

La actividad que es coordinada de manera conjunta con los profesores, es parte del accionar de proyección social que impulsa la facultad de derecho.

Texto y Fotos: Wilber Corpeño
La Palabra Universitaria

Un grupo de 11 parejas contrajeron matrimonio en una jornada de bodas colectivas organizada por estudiantes de ciencias jurídicas de la Universidad Tecnológica de El Salvador (Utec), celebrada en la casa comunal de la comunidad La Málaga, en la capital salvadoreña.

El director de la escuela de derecho, Manuel Rodríguez, destacó la importancia de este tipo de actividad pues, además de representar un valioso aporte a la comunidad, es también un espacio propicio para que los estudiantes de ciencias jurídicas pongan en práctica sus competencias como profesionales.

Según explican las autoridades de la referida facultad, la principal apuesta de esta iniciativa de proyección social es fomentar los valores morales y éticos en la familia salvadoreña a través del desarrollo de bodas colectivas sin ningún costo.

“Con estas actividades la Universidad deja en evidencia su compromiso de formar profesionales integrales y, principalmente, la institución le apuesta a hacer conciencia en que sus estudiantes se vayan formando con el sentido de la responsabilidad social”, apuntó el académico.

Visibles muestras de ansiedad, esperanza y amor, era el común denominador de aquel ambiente en el momento que los estudiantes y autoridades de la facultad de derecho dirigían sus discursos previos al acto de firma y aceptación que cada una de las parejas debía expresar ante los notarios.

Palabras como amarse y respetarse formaron parte del juramento que cada una de las once parejas enunció para sellar su unión matrimonial y así empezar una nueva etapa en sus vidas, donde el principal acompañante será el amor mutuo.

Las autoridades de la facultad de derecho acuñaron que entre los beneficios que implica este tipo de acciones se enfocan el de resolver el problema de las parejas que tienen ya una convivencia familiar, ofreciéndoles la oportunidad de contraer matrimonio en forma gratuita, lo cual se vuelve innovador porque los alumnos ponen en práctica todos los conocimientos vistos en el aula de clases.

Puntualizan que este tipo de actividades cumple con el objetivo de su accionar de proyección social, que es ayudar a aquellas parejas que, por diversos inconvenientes, entre ellos la falta de documentación o por situaciones económicas, no han podido unir sus vidas a través del vínculo del matrimonio civil.

     

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


+ 4 = seis