Nahuizalco Meat Store es el sueño hecho realidad de un joven emprendedor 

Amílcar Marroquín es un profesional graduado de la Utecque impulsado por la falta de oportunidades y el restringido acceso al desarrollo profesional se decidió a buscar una alternativa que garantice la estabilidad familiar.  

Heisel Saravia 
La Palabra Universitaria 

El poco acceso a oportunidades de desempeño laboral y la vulnerable situación económica que aqueja a cualquier familia salvadoreña ha llevado a Amílcar Marroquín y su entorno familiar a buscar oportunidades que por el momento le están dando resultados positivos para el sostén diario de su familia. 

Nahuizalco Meat Store es el nombre del emprendedor negocio que el comunicador ha emprendido en conjunto con su familia, un proyecto con enfoque gastronómico, pero que lleva una finalidad que trasciende, pues busca resaltar el buen sabor y calidad de los embutidos artesanales que se producen en el municipio de Nahuizalco, un municipio del departamento de Sonsonate, al occidente de El Salvador, a pesar de no ser originario de esa zona.  

“Nos acercamos con mi familia a buscar algún tipo de idea que nos pudiera ayudar a crear un pequeño negocio, de esta manera vamos a diferentes partes de El Salvador y así fue como encontramos y probamos los embutidos artesanales de ese municipio, los cuales son de mucha calidad y con un sabor especial 

Agregó que el emprendimiento les ha permitido conocer más del país, ofrecer más productos, todos derivados del cerdo, además dijo que el objetivo de Nahuizalco Meat Store es expandirse y no solo ofrecer alimentos para cocinar, sino ofrecer cursos para diversificar los productos que nosotros ofrecemos”.  

Dijo que la pandemia del covid-19 ha sido un factor que ha permitido que su negocio se expandiera de mejor manera con la modalidad de servicios a domicilio, y el potencial de mercadeo que permiten las plataformas en las redes sociales.  

“Emprender en El Salvador es de vida o muerte, si no lo haces estás jugando de por medio la comida de tu familia”, expresó el joven, quien además cuenta con el apoyo incondicional de su familia para mantener vivo su negocio.  

El proyecto que inició en 2018 representa para su propietario, el “sabor para el salvadoreño, de lo más salvadoreño” y con mucho entusiasmo el comunicador resalta que su emprendimiento de embutidos es un éxito, en el que ha utilizado toda su imaginación e inteligencia, resaltando siempre que los embutidos artesanales de Nahuizalco son elaborados con base a componentes naturales, preparados con pocos químicos y recetas con el sabor original de Nahuizalco, para dar a conocer la cultura del pueblo. 

Comparte:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


× 6 = cuarenta ocho